Skip to main content

British Citizenship banner image - Passport

Contacto

Para obtener consulta sobre inmigración, nacionalidad o derechos humanos, porfavor contactenos ahora

Ciudadanía y nacionalidad británica

Solicitar la ciudadanía británica

Si está asentado (tiene un permiso de residencia permanente (ILR) o, en el caso de ciudadanos europeos (UE), tiene residencia permanente) en el Reino Unido, puede permanecer aquí sin ningún límite de tiempo, independientemente de su nacionalidad. No tiene que convertirse en ciudadano británico. Sin embargo, muchas personas que han hecho del Reino Unido su hogar permanente, desean solicitar la ciudadanía británica.

Actualmente, hay tres maneras principales de convertirse en ciudadano británico: la primera es adquirir la ciudadanía británica al nacer; la segunda es inscribirse como ciudadano británico y la tercera es naturalizarse como ciudadano británico. Además, hay circunstancias en las que una persona que no adquirió la ciudadanía británica al nacer puede automáticamente convertirse en ciudadano británico, sin necesidad de inscribirse, naturalizarse ni solicitar la ciudadanía británica. Por ejemplo, esto puede ocurrir en ciertas circunstancias en las que un menor es adoptado por padres que son ciudadanos británicos.

Adquirir la ciudadanía británica en el momento del nacimiento depende de una combinación de factores tales como dónde y cuándo nació y la nacionalidad de sus padres. La ley de nacionalidad británica es una de las más complicadas del mundo, en parte a causa de la historia de Gran Bretaña y la relación histórica con otros países del mundo. En algunos casos, será necesario retroceder varias generaciones para identificar si usted es ciudadano británico o si tiene derecho a solicitar la ciudadanía británica.

Solicitud por naturalización como ciudadano británico

La naturalización es la manera más común para los adultos que no nacieron en el Reino Unido de convertirse en ciudadanos británicos. Las personas que tienen un ILR o residencia permanente pueden, con sujeción al cumplimiento de los requisitos de residencia, solicitar la naturalización para convertirse en ciudadanos británicos. Es necesario demostrar un conocimiento suficiente del idioma inglés y de la Vida en el Reino Unido, así como tener buena conducta. El conocimiento del idioma inglés y de la Vida en el Reino Unido se determina por medio de exámenes formales, la buena conducta implica cumplir con requisitos específicos, el más importante de los cuales tiene que ver con los antecedentes penales del solicitante. La naturalización tiene lugar en una ceremonia pública.

Aunque se anunciaron cambios importantes al proceso para adquirir la ciudadanía por el gobierno en funciones en el momento en que se promulgó la Ley de Fronteras, Ciudadanía e Inmigración de 2009 (Borders, Citizenship and Immigration Act 2009), los cambios no entraron en vigor y el Secretario de Estado para el departamento de Interior ha anunciado que tales disposiciones ahora no adquirirán fuerza de ley.

Inscripción

La inscripción es la única manera en la que los menores pueden convertirse en británicos, se utiliza también para adultos en circunstancias especiales al solicitar la ciudadanía británica. Para aquellos mayores de diez años, es necesario demostrar buena conducta, pero no es necesario probar su conocimiento del idioma inglés o de la Vida en el Reino Unido. Un ejemplo del uso de la inscripción es para abordar problemas creados por discriminación en el pasado. Por ejemplo, ahora es posible que los hijos de madres británicas nacidos en el extranjero antes del 1 de enero de 1983 se inscriban como británicos. En el momento en que nacieron, solo los padres británicos podían transmitir su nacionalidad a los hijos nacidos en el extranjero. Esta prohibición se eliminó en 1983, pero este tratamiento históricamente diferente todavía produce efectos en las personas nacidas en el extranjero de madres británicas antes del 1 de enero de 1983.

Aunque no han entrado en vigor elementos de la Ley de Fronteras, Ciudadanía e Inmigración de 2009, se han hecho algunos cambios en la categorías de personas aptas para la inscripción, en particular, los hijos de miembros que prestan servicios en las fuerzas armadas, los ciudadanos británicos (del extranjero) (British nationals (overseas)) que no tengan otra ciudadanía y los hijos de madres británicas, independientemente de cuándo hayan nacido; estos entraron en vigor el 13 de enero de 2010. 

Distintas nacionalidades británicas

Para complicar aún más el asunto, hay muchas formas de nacionalidad británica además de la ciudadanía británica, mayormente como legado del Imperio. Estas incluyen las nacionalidades denominadas ciudadanos de territorios británicos de ultramar (British overseas territories citizens), súbditos británicos (British subjects), ciudadanos británicos (del extranjero) (British nationals (overseas)), ciudadanos británicos de ultramar (British overseas citizens) y personas británicas protegidas (British protected persons). A diferencia de la ciudadanía británica, estas otras formas de nacionalidad británica no proporcionan normalmente derecho a vivir en el Reino Unido, aunque pueden ser un paso en el camino a convertirse en ciudadano británico y también amplían las oportunidades de presentar solicitudes de inmigración, por ejemplo, solicitudes basadas en ascendencia británica.

Gherson cuenta con un equipo especializado en asuntos de nacionalidad y se enorgullece de su reputación en esta área especializada del derecho. Póngase en contacto con nosotros para hablar de sus requisitos y averiguar cómo solicitar la ciudadanía británica.

 

Contacto

Para obtener consulta sobre inmigración, nacionalidad o derechos humanos, porfavor contactenos ahora

Contacto